Un Dios prohibido

Película largometraje

Entrevista a Jacobo Muñoz, “Eugenio Sopena” en Un Dios Prohibido

1 comentario

ENTREVISTA A JACOBO MUÑOZ
Interpreta al personaje de Sopena en “Un Dios prohibido”

“SOPENA REPRESENTA EL CONFLICTO ENTRE LO QUE HAY QUE HACER PARA QUE EL MUNDO SEA MEJOR Y EL RESPETO A LOS DEMÁS”

Jacobo Muñoz es el acto que interpreta a Eugenio Sopena en la película “Un Dios prohibido”, además se ha encargado del casting de esta producción y ha realizado una labor de coaching con los actores. Habla de su personaje con respeto y admiración, calificando su pensamiento como muy moderno. En su opinión, la experiencia de este rodaje ha sido muy positiva. Cree en Ciudad Rodrigo como escenario ideal para el rodaje de películas.

¿Háblanos de tu trabajo en la película “Un Dios prohibido”?
Yo empecé aquí gracias a Pablo que me llamó para hacer del personaje de Eugenio Sopena. Un personaje impresionante, que es un anarquista moderado en unos tiempos difíciles y que intentó asegurar que no hubiese una matanza con los seminaristas que protagonizan la película. Así que mi personaje tiene una doble vertiente muy interesante. También,  por otro lado, me encargué de hacer el casting de la película y elegir yo creo que a los mejores. Gente que hizo unas pruebas ¡impresionantes! Me dejaron con la boca abierta. Y también tengo una labor de coaching dado que en el casting ya conocí a los actores y ya establecimos una comunicación, un poco para ayudar en algunas escenas o potenciarlas, para facilitar los caminos. En el fondo es establecer una serie de reglas del juego para que ellos que son grandes artistas puedan desplegar sus encantos,  no tengan vergüenza, tengan creatividad, buen ambiente y eso al final es lo que más le gusta a un actor.

– En este sentido, esta labor que realizas en una película en la que hay tantos personajes, es una labor muy importante.
Y dificilísima. Es muy difícil esta película y por eso tiene tanto mérito lo que Pablo hace, porque con tantos personajes, tantos conflictos, tantas secuencias,… ¡es dificilísimo!

¿Cómo es tu personaje, Eugenio Sopena? Se trata de un personaje real, que ha vivido hasta hace relativamente pocos años. En el momento de la beatificación de los seminaristas claretianos (protagonistas de la película) él todavía vivía. De hecho hizo declaraciones públicas. ¿Qué significa para ti representar a Sopena?
Me parece alguien que tenía un pensamiento muy moderno. En vez de dejarse llevar por el entusiasmo  o las palabras de los políticos y meterse en disputas o aprovechar alguna ideología y algún conflicto para estar en su propia guerra, fue un hombre con un pensamiento muy moderno que diferenció lo que se podía hacer y lo que no. Él quería hacer que el mundo fuese mejor y transmitir sus ideas. Pero eso no significa tener que matar. No significa tener que hacer sufrir o torturar. Tenía un pensamiento muy moderno en ese sentido, que a lo mejor en esa época no se entendía. Estabas en mitad de disputas de políticos y en seguida tomabas parte por un bando o por otro. Él a pesar de tener sus ideas quizá más radicales para aquella época, entendía lo que era el respeto por los demás, incluso el aprecio. Que creo que fue lo que le ocurrió con los seminaristas, la mejor manera de protegerles era apresarles, porque dejarles libres era como dar carta blanca para que en cualquier momento los matasen. Yo creo que hizo hasta donde pudo, hasta donde buenamente le dejaron, porque en las guerras los más moderados son los primeros que mueren, o tomas partido por un bando o por otro. Él, a pesar de eso, sobrevivió e intentó retrasarlo todo. He aprendido mucho de este personaje, muchísimo, además ha sido muy divertido por el elenco que hay, por la gente que me acompaña. El actuar con Alex Tormo, con Alberto López, con Raúl Escudero, … ¡Ha sido increíble! Ha sido no sólo actuar sino pasarlo bien.(…)
Yo admiro al personaje de Eugenio Sopena. Cuando vino el padre Beruete, quiso hacerse una foto conmigo y me habló maravillas de este personaje, yo aluciné, dije, “¡madre mía! Creo que es mejor este personaje incluso de lo que yo pensaba”. Me dijo que gracias a él (en Barbastro) se conserva la Catedral, … Sopena era un defensor del arte y de la cultura. Y esto es lo que he querido llevar a escena, este conflicto entre lo que hay que hacer para que el mundo sea mejor y el respeto a los demás.

– ¿Cómo ha sido tu experiencia de rodaje?
Muy positiva, por Pablo, por Ciudad Rodrigo, que ya es como mi segunda casa. Es increíble, los vecinos,…, el pueblo lo da todo por la producción, la gente te lo agradece, el farinato … ¿qué más puedo decir de Ciudad Rodrigo? ¡Si es que todo es bueno! Y luego, los compañeros, de verdad genial, y los técnicos, ¡impresionante! Todo el equipo. Además, creo que a mí me pilla justo en el punto medio de absolutamente todo el mundo, entre actores, técnicos, incluso vecinos. He disfrutado y esto merece la pena. Esta apuesta no es sólo por “Un Dios prohibido” sino por Ciudad Rodrigo, por conseguir que Ciudad Rodrigo pueda vivir de los rodajes, se puedan hacer películas y que la gente esté encantada de venir aquí a hacer cine que es lo que nos gusta ¿no?

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios

Un pensamiento en “Entrevista a Jacobo Muñoz, “Eugenio Sopena” en Un Dios Prohibido

  1. Pingback: UN DIOS PROHIBIDO. CARTEL Y TRAILER. « Jacobo Muñoz